viernes, 14 de marzo de 2014

10 cosas que hacer en las Fallas de Valencia de 2014

Este artículo pertenece a la guía de Valencia de Vivir Europa.

Esta semana comienza la que es mi fiesta favorita en el mundo, las Fallas de Valencia, mi ciudad de origen. Del próximo 15 al 19 de marzo la ciudad estará completamente colapsada y centenares de miles de turistas llegarán hasta la capital del Turia para disfrutar de esta semana grande.

Falla infantil de Valencia

Yo, que llevo perdiéndome las Fallas de Valencia ya unos años por culpa de (o mejor dicho gracias a) Vivir Europa me quiero resarcir indicándote qué hacer si vas a visitar Valencia durante este periodo.

Así te traigo un listado de las 10 cosas tienes que hacer en las Fallas de Valencia, tanto este año como cualquier otro. Son aquellas cosas que yo, que he nacido en Valencia y he vivido más de 25 años las Fallas, trato de hacer cada año y que procuro ofrecer a mis invitados. Espero que te guste la lista.

Falla infantil de Valencia

1. Desayunar chocolate con buñuelos

El desayuno oficial de las Fallas es un buen chocolate caliente con buñuelos, preferiblemente si estos están hechos con calabaza. En cualquier puesto callejero puedes encontrar ambas cosas, el chocolate comprado en vasos de plástico o en recipientes de medio litro y los buñuelos comprados en docenas o por unidades.

Eso sí, espera pagar precios altísimos si compras tu desayuno por el centro de la ciudad, porque todo el mundo quiere un buen chocolate y unos buñuelos tras un día de fiesta y los comerciantes lo saben.

2. Ver todas las Fallas de categoría especial

Los turistas falleros más en forma (mi hermano lo hizo durante años) son capaces de verse las más de 300 Fallas plantadas por toda la ciudad, pero si vas a viajar a Valencia sin haber hecho el Camino de Santiago antes, lo mejor es que te ciñas a una ruta por las Fallas de categoría especial.

Detalle de una Falla

3. Una noche de fiesta de verbena en verbena

Durante las Fallas no vas a descansar, ni tú, ni nadie. De hecho ésa es una de las grandes quejas de los locales que tienen que trabajar durante esa semana, y con razón. Si tienes la suerte de que vas de vacaciones a Valencia durante esta época, déjate llevar sin plan previo y danza de verbena en verbena por el centro o la periferia de la ciudad. Como te descuides un poco verás amanecer.

4. Intentar ver todas las Mascletàs

La Mascletà es uno de los espectáculos sonoros más especiales que he visto. Cada día durante el mes de marzo, en la plaza del Ayuntamiento se hace la más grande de todas ellas, siendo el colofón la del último día, el 19 de marzo.

Media ciudad se reúne a esa hora en este lugar para castigar sus tímpanos, y tú deberías hacer lo mismo.

5. Ver el castillo de la Nit del Foc

O todos los castillos en realidad. Y cuando hablo de castillos hablo de fuegos artificiales. El cauce del río Turia se convierte cada noche en el recinto perfecto para ver unos de los fuegos artificiales más bonitos del país, quizás de Europa.

La Nit del Foc (noche del fuego) es el día grande. A la 1:30 de la mañana del día 19 (o el 18 a partir de las 25:30 horas, como solemos decir) comienza, bajo la atenta mirada de la luna de Valencia, una exhibición de colores y formas de media hora como quizás no has visto nunca.

6. Hacerle una foto a la Mare de Deu tras la ofrenda

La Virgen de los Desamparados es un icono religioso como pocos en Valencia, y más durante las Fallas donde una gran estatua suya es sacada a la Plaza de la Virgen para que todas las falleras valencianas cubran con flores su gigantesco manto.

La Virgen de los Desamparados

Tomar una foto del mismo la noche del 18 o del 19 de marzo, con la ofrenda de flores terminada, es algo obligatorio. Procura no hacerla demasiado tarde, o el alcohol te podría jugar malas pasadas.

7. Tirar el masclet más grande que hayas visto en tu vida

Solo si tienes al menos 18 años, y con todas las medidas de seguridad posibles, en un lugar en el que no puedas hacer daño ni asustar a ningún otro viandante. Tirar un petardo es de las cosas más divertidas que puedas hacer, hasta si ya no eres un niño.

Debe ser la sensación de hacer algo peligroso, o sencillamente que las personas somos un poco tontas. Pero bueno, ¡una vez al año, no hace daño!

8. Comer una paella valenciana

En cualquier época del año es esencial comer una paella en Valencia, pero durante las Fallas deberías hacerlo sin duda. Entran especialmente bien las que se hacen durante la noche en los casales falleros.

Lo mejor que puedes hacer es hacer un amigo valenciano y fallero. ¡Igual hasta tomas la paella gratis!

9. Perderte una Mascletà porque ya no puedes más

Aquí va mi órdago: si consigues salir de fiesta todas las noches e ir a todas las Mascletàs, yo personalmente me encargo de pagarte la primera birra de las Fallas que viene. Palabra.

Hay demasiadas noches de fiesta consecutiva y muy pocas posibilidades de dormir bien durante las Fallas. Algún día, seguramente el último, caerás rendido y te olvidarás de levantarte a la hora que toca.

10. Ver desaparecer todo lo malo en el fuego de La Cremà

Como todo lo bueno, las Fallas de Valencia acaban, y lo hacen con todos los monumentos hechos para la ocasión quemados en un fuego en el que desaparecen todas aquellas cosas malas que queremos dejar atrás.

Con el final de las Fallas comienza un nuevo año, una nueva vida, y no hay nada mejor que dar la bienvenida a ésta sintiendo el calor de las llamas sobre nuestras mejillas. Así es la Cremà de las Fallas de Valencia.

Éste es mi top 10 de las Fallas de Valencia. ¿Me he dejado algo esencial? Dímelo en los comentarios y, sobretodo, ¡disfruta de las Fallas de Valencia!

Tu viaje a Valencia comienza en Vivir Europa

 

Acerca de

Realizado por Víctor M. Martínez Valero.

Contactar con el creador

¡Viaja por Europa!


Vivir Europa Copyright © 2009 Community is Designed by Bie