viernes, 31 de mayo de 2013

Viajar a York, la histórica ciudad medieval inglesa

Este artículo pertenece a la guía para vivir en el Reino Unido de Vivir Europa.

El Reino Unido es un país, en mi opinión, muy distinto a buena parte de Europa, más si cabe si lo comparamos con España. No hablo solo de las diferencias en el paisaje debidas a las diferencias climáticas, sino también de las disparidades arquitectónicas de sus ciudades. ¿No os parece que mientras que en España son la excepción, en el Reino Unido las ciudades que conservan bien su estructura histórica abundan? Pues bien, de entre todos ellas, York, es en mi opinión una de las más bellas ciudades de Inglaterra.

York

York existe desde tiempos romanos, de hecho siempre fue una de las ciudades más importantes del norte de Inglaterra, pero fue con la llegada de los vikingos, que la invadieron para luego asentarse en ella, quienes convirtieron a Jorvik -ése fue el nombre que le dieron- en la semilla de la capital de Yorkshire que es ahora.

Una capital moderna y a la moda, sin haber perdido en ningún momento el interés por conservar todo su patrimonio histórico. Ha sabido conservar su historia, no deshacerse de ella, pero tampoco se ha quedado estancada. York es vanguardia envuelta en uno de los caparazones históricos más bellos del país. Una auténtica ciudad medieval del siglo XXI.

York

Si no fuese por la ausencia de suciedad, malos olores y enfermedades debidas a la falta de higiene, uno podría pensar que ha viajado varios siglos atrás en el tiempo cuando pasea por el centro de York. Un tiempo del que todavía se habla largo y tendido en York, pues pocos lugares conservan como éste una tradición de historias de fantasmas y maldiciones aterradoras e hilarantes a partes iguales.

Rodeada casi en su totalidad por una de las murallas mejor conservadas que he visto nunca, desde la que también puedes ver fantásticos atardeceres sobre la ciudad, en York también destacan la gran cantidad de casas georgianas que hay cuando das tus primeros pasos fuera del centro de York.

York

Un centro peatonal en el que deambular entre tiendas de ropa, menaje y dulces, donde Stonegate y Petergate, sus calles principales, llevan viendo el ir y venir de la gente desde tiempos de los romanos, y donde The Shambles, una arrebatadora calle que apenas ha cambiado con los años, queda por encima de todas las demás como imagen de esta estampa medieval.

York

Los colores de York destacan hasta en su catedral, York Minster, que tras 250 años de construcción fue terminada en 1472 para contener la que aún hoy es la mayor colección de cristal tintado medieval del mundo.

York

Visitar York puede resultar un poco caro, no todo iba a ser bueno, por eso creo que si quieres disfrutar de sus atracciones de pago, que son la mayoría, es interesante el hacerte con una tarjeta York Pass en su oficina de turismo, fantásticamente organizada y de fácil acceso, pues la gente de Visit York trabaja duro para promocionar esta bella ciudad.

Si te decides por viajar a York, te recomiendo que lo hagas en tren, solo por comenzar tu experiencia por la ciudad en su estación de tren, un edificio victoriano de 1877 que fue en su día la mayor estación de Europa.

York

No te lo pienses más, porque pocas ciudades tienen tanta vida cultural y nocturna, tanta belleza arquitectónica y coquetos comercios como York, ¡no sabrás ni por dónde comenzar!

Tu viaje a York comienza en Vivir Europa

 

Acerca de

Realizado por Víctor M. Martínez Valero.

Contactar con el creador

¡Viaja por Europa!


Vivir Europa Copyright © 2009 Community is Designed by Bie