viernes, 10 de mayo de 2013

Visitar Lyndhurst, la capital del New Forest inglés

Este artículo pertenece a la guía del New Forest de Vivir Europa.

En cualquier visita al New Forest, en el condado de Hampshire del Reino Unido tiene siempre que haber una parada en Lyndhurst, la capital administrativa de esta región y uno de los lugares con mejor nivel de vida de toda Inglaterra.

Lyndhurst en el New Forest

Seguramente es su situación la que ha dado a Lyndhurst su estatus, a pesar de no contar, como la vecina Brockenhurst, situada 6 kilómetros al sur, con su propia estación de trenes. De hecho, Lyndhurst es bastante más pequeña, por ejemplo, que Lymington, y aún así se siente capital hasta en una primera visita.

El curioso nombre de Lyndhurst podría significar "montículo de tilos", siendo el prefijo lynd usado en la antigüedad para referirse a la cercanía de estos árboles y el sufijo hurst, ya en desuso también, utilizado para hablar de pequeños montículos de madera, arena, o árboles. La existencia aún hoy día de este árbol en los alrededores de la ciudad confirmaría esta suposición.

Lyndhurst en el New Forest

Antes incluso de recibir este nombre, en la edad de bronce, Lyndhurst fue un asentamiento, pero no fue hasta que Guillermo el Conquistador hizo del New Forest su coto privado de caza real en 1079 que la pequeña villa recibiría el poder administrativo con el que hoy cuenta.

Debido a su posición, Lyndhurst se convertiría desde su formación en 1388, en el punto de reunión de la Corte de Verderers, encargados de salvaguardar los cotos de caza reales. En la Queen's House, entonces conocida como Verderers' Hall, se encargaban de controlar el pastoreo de los animales de granja, y más de seis siglos después todavía siguen reuniéndose.

Lyndhurst en el New Forest

No es de extrañar que los animales en Lyndhurst campen a sus anchas como en ningún otro lugar, incluso dentro del propio New Forest. Encontrar caballos, vacas o cualquier tipo de ganado en completa libertad y sin control alguno es tan típico aquí como la Guardia Real en el Palacio de Buckingham de Londres.

En el centro de Lyndhurst se encuentra el New Forest Centre, sede tanto de la oficina de turismo del New Forest como del New Forest Museum, el único museo que narra la historia de este lugar. Además, junto a este mismo recinto se encuentra el punto de partida de las dos rutas del New Forest Tour, que no se vuelven a encontrar nunca más en su itinerario.

Lyndhurst en el New Forest

Si hay un personaje famoso relacionado con Lyndhurst más allá del rey Guillermo el Conquistador, es seguro Alice Liddell, la mujer que en su infancia inspiró a Lewis Carroll, instándole a escribir el libro de Alicia en el País de las Maravillas. Alice yace en la iglesia de St Michael and All Angels, seguramente el edificio más bello del pueblo.

Decía que Lyndhurst tiene vida y riqueza, y también tiene turismo, y eso se nota sobretodo en su calle principal. No lo digo solo por las tiendas de Ferrari y Maserati que te harán gozar como un niño si eres amante de los coches de lujo, sino también por la gran variedad de tiendas, cafeterías y pubs que ofrecen una tremenda variedad de opciones a la hora de elegir dónde pararse a comer.

Lyndhurst en el New Forest

Las rutas más importantes que atraviesan el New Forest pasan por Lyndhurst, siendo el único contacto con la realidad más allá de un bosque del que no podrás salir sin recorrer al menos siete kilómetros, los que hay hasta Totton al este.

Si necesitabas elegir un lugar que convertir en base para tu viaje al New Forest, Lyndhurst tiene además la mayor oferta hotelera de toda la región. Así que ya sabes, si buscas espadas en bicicleta, a pie o incluso a caballo en el corazón del New Forest, ya conoces Lyndhurst.

Tu viaje a Lyndhurst comienza en Vivir Europa

 

Acerca de

Realizado por Víctor M. Martínez Valero.

Contactar con el creador

¡Viaja por Europa!


Vivir Europa Copyright © 2009 Community is Designed by Bie