sábado, 10 de marzo de 2012

New York Cafe de Budapest, el más precioso del mundo

Este artículo pertenece a la guía de Budapest de Vivir Europa.

En ocasiones uno tiene que darse un capricho pues, como decía una cita que me hacía mucha gracia en un bar de Debrecen, la vida es demasiado corta para tomar una cerveza mala. En esta ocasión, más que una cerveza, vamos a desayunar en la cafetería con más clase de Budapest, llamada por mucha gente la cafetería más bella del mundo, ahí es nada.

New York Cafe de Budapest

El New York Cafe es la cafetería del actual hotel Boscolo Budapest, pero es tan importante que mucha gente se olvida de que hay un hotel detrás de la misma en el precioso edificio que fue ordenado construir en 1895 por una compañía de seguros cuyo nombre heredó el café.

Edificio del New York Cafe

Como otras muchas cafeterías de la ciudad de las que os espero hablar más adelante, como el Sirály o el Centrál Kavézó, el momento de mayor popularidad del New York Cafe llegó en el periodo entre guerras en el que Budapest era posiblemente el centro cultural más importante de toda la Europa central.

Y también de idéntica manera, durante el comunismo cayó en el ostracismo absoluto en el que se vio envuelto todo el país, degradándose hasta el punto de que tuvo que ser cerrada durante un tiempo para darle el esplendor original.

New York Cafe de Budapest

Pero renovado y resurgido, el New York Cafe, que sin duda es, todo sea dicho, el lugar más caro del país en el que tomar un café, tiene una decoración propia de un palacio real más que de una cafetería, y ese es su gran encanto.

Vitrina del New York Cafe de Budapest

El color dorado predomina en las columnas y los techos, que además están decorados con frescos fantásticos, como digo, un ambiente perfecto para deslumbrar a tu acompañante.

New York Cafe de Budapest

El servicio es educadísimo y por supuesto habla inglés en su totalidad y la comida es excepcional, o por lo menos así lo son los dulces y bebidas, que es lo único que he tomado aquí, pues una comida me parece un capricho excesivo.

Mi recomendación particular tanto para un desayuno como para una merienda de reyes es acompañar una selección de tartas húngaras (fantástico plato para dos personas) con un par de chocolates con nata.

New York Cafe de Budapest

La selección de tartas tiene un precio de 1790 HUF (6.11€) y cada chocolate con nata cuesta 1590 HUF (5.43€). Ya os había dicho que los precios eran altos, especialmente para Hungría, pero como podéis ver en las fotos del artículo lo que recibiréis no está, ni mucho menos, mal.

New York Cafe de Budapest

De hecho posiblemente el chocolate sea de los mejores chocolates calientes que he tomado en mi vida. Eso sí, si os decidís por pedir una botella de agua tened en cuenta que, al ser de una famosa marca, os costará 1900 HUF por un litro y medio, o lo que es lo mismo 6.49€, una locura.

New York Cafe de Budapest

Pero ya decía que hay que darse caprichos, y el mejor lugar de todos para hacerlo en Hungría con algo dulce es este New York Cafe en el que sentirse parte de la antigua nobleza húngara o de los grandes pensadores de principios del siglo XX sin tener que vivir en Budapest.

Tu viaje a Budapest comienza en Vivir Europa

 

Acerca de

Realizado por Víctor M. Martínez Valero.

Contactar con el creador

¡Viaja por Europa!


Vivir Europa Copyright © 2009 Community is Designed by Bie