lunes, 23 de enero de 2012

La Nueva Constitución de Hungría al detalle II

Este artículo pertenece a la guía para vivir en Hungría de Vivir Europa.

Continuamos hoy desgranando poco a poco y con mucho cuidado la nueva Constitución húngara que tanta polémica ha creado en lo poco que llevamos de 2012. Como ya comenté en el artículo inicial mi intención es tratar de ser objetivo, apoyarme en el propio texto para describir cada punto de conflicto y dejar que seas tú mismo quién dé su propia visión en los comentarios si los crees conveniente.

Las montañas de la región de Tokaj

El poder judicial y el sistema jurídico de Hungría

De la misma forma que pasaba con el Tribunal Constitucional del que ya os hablé, las reformas en el sistema judicial han resultado muy conflictivas también. Los puntos calientes son los siguientes:

El presidente de la república designará a los jueces profesionales según el punto K del Artículo 9 de la Constitución, que es el primero de cinco artículos referentes a las funciones del presidente. Además los jueces tienen que tener entre 30 años y 62, que es la nueva edad de jubilación.

Y aquí surge uno de los grandes conflictos. La edad de jubilación era hasta ahora de 70 años, pero una modificación a la ley fundamental que rige el sistema jurídico (que no forma parte de la constitución) ha rebajado esta edad obligando a jubilarse a gran cantidad de los jueces actuales, muchos de los cuales, dicen, de inclinación política opuesta al partido del gobierno. Eso último, como digo es el pensamiento de una parte de la población, no es generalizado.

El Danubio en Budapest

Más adelante tocaremos otro punto que ha creado muy mala prensa, que es el de la duración de los cargos, entre ellos los de los jueces designados.

La República de Hungría ya no es república

A muchísimos húngaros ha molestado particularmente otro punto de la Constitución húngara, el primero de todos, Artículo A de las Bases de la Constitución. En él se lee:

El nombre de NUESTRO PAÍS será Hungría.

Así, la denominación anterior de República de Hungría se pierde. Algo que para bastantes húngaros no tiene mayor importancia, para otros muchos es uno de los grandes errores de la nueva Constitución, un error que además se comete nada más comenzar.

Universidad de Debrecen

En cualquier caso no es que Hungría deje de ser una República, el segundo punto del Artículo B de las Bases dice que

La forma de gobierno de Hungría será la de una república.

Además, tras este punto, la palabra república aparece nada menos que 88 veces más en el texto, eso sí, todas ellas sin excepción como mención a la figura del "Presidente de la República". Vemos por tanto que el problema aquí no es un cambio de forma de gobierno, sino de nomenclatura.

La conocida ya como súper mayoría absoluta húngara

Para entender muchas de las cosas que os contaré en las próximas entregas sobre la Constitución tengo que hablaros ahora de un cambio en la Constitución que influye de manera drástica todas las decisiones tomadas en el Parlamento de Hungría, la que mucha gente ha bautizado como súper mayoría absoluta, la regla de los dos tercios.

Estación de tren de Debrecen

Al contrario que en la mayoría de parlamentos del mundo, donde una decisión necesita contar con más del 50% de los votos para llevarse a cabo, según la nueva Constitución húngara, muchísimas de las nuevas decisiones y modificaciones al estado actual de la política del país solo se podrán llevar a cabo si se consigue llegar a los dos tercios de los votantes a favor de la misma.

Diecinueve veces se menciona esta mayoría durante el texto, una mayoría que, como podéis imaginar es casi imposible de alcanzar, de hecho en la historia de la democracia húngara, solo el Fidesz actualmente supera esta cifra.

Para que os hagáis una idea, en España, a pesar de que actualmente el Partido Popular gobierna con el mayor margen conseguido jamás en la democracia, necesitaría el apoyo de, por lo menos, Convergència i Unió, Izquierda Unida, Amaiur, Unión Progreso y Democracia, el Partido Nacionalista Vasco, Esquerra Republicana de Catalunya y Foro Asturias para alcanzar, por un solo escaño, esta nueva súper mayoría absoluta.

Vías del tren en Hortobágy

Con esta reflexión termina esta segunda parte del especial de Vivir Europa sobre la Constitución de Hungría. Queda mucho aún por contar: la duración de los cargos, el papel de la oposición, las referencias al comunismo y la religión y el Banco Central Húngaro entre otros. Ahora, toca comentar.

Tu viaje a Hungría comienza en Vivir Europa

 

Acerca de

Realizado por Víctor M. Martínez Valero.

Contactar con el creador

¡Viaja por Europa!


Vivir Europa Copyright © 2009 Community is Designed by Bie